Goerne & Cho: El ocaso es nuevo amanecer

image

Hace quince años el intrépido Matthias Goerne se adelantaba a cruzar una barrera infranqueable: cantar Lieder originalmente compuestos para voz femenina, desafío al que no se había atrevido ni su predecesor Dietrich Fischer-Dieskau que, bien vale recordar, grabó todo lo que tuvo a su alcance. En aquel momento, Goerne no se limitó a interpretar uno o dos Lieder extraídos de alguno de esos ciclos como habían hecho los tenores Lauritz Melchior o Rene Kollo, sino que abordó en su integridad Amor y vida de mujer de Schumann y las Wesendonck Lieder wagnerianas aportando una óptica diferente y renovada, así como Lotte Lehmann, Brigitte Fassbaender y Christa Ludwig, entre otras, habían intentado con el tradicionalmente masculino Winterreise schubertiano. El notable barítono alemán antepone, con toda razón, la incontestable belleza de la música por sobre textos en instancias algo caducos, en exceso sentimentales, ofreciendo una perspectiva distanciada no menos fascinante, ni menos válida.

En esta última entrega discográfica para DG se une al joven, laureado pianista coreano Seong-Jin Cho para lograr una asociación fuera de serie donde ambos brillan por igual en Lieder de Wagner, Pfitzner y Richard Strauss, tres compositores al final de sus eras respectivas. Abordan las “Cinco canciones para voz femenina” mas conocidas como Canciones de Mathilde Wesendonck regalando una lectura intensa donde jamás se extraña el timbre femenino para las que fueron compuestas, recuérdese que Jonas Kaufmann también las grabó en la orquestación de Felix Mottl en un disco antológico con Sir Donald Runnicles hace algunos años. La versión Goerne-Cho conlleva una intimidad y exquisitez aplastantes, el texto adquiere la atemporalidad que necesita para perdurar, con deleite Goerne esboza como orfebre cada palabra, así Schmerzen y Träume en especial emergen milagrosamente frescas. Una lectura memorable.

Las poco conocidas, francamente bellísimas, Lieder del “maldito” Hans Pfitzner (1869-1949) actúan como ideal puente y bienvenida novedad. Definido como un “ambivalente conservador y progresivo a la vez”, obvios ecos de Brahms, Wolf y Schumann asoman en el romanticismo tardío de este compositor cuya carrera cayó en desgracia por su complicada relación con los nazis que ya en 1934 le habían dado la espalda por su amistad con Bruno Walter y otros músicos judíos; de hecho Hitler, fogueado por WInifred Wagner, lo consideraba “medio judío”. Tanto Pfitzner como Strauss inicialmente coquetearon con el régimen para terminar siendo dos de los cuatro compositores añadidos por Goebbels a la tristemente célebre lista de Gottbegnadeten en 1943, los otros dos “elegidos divinos” eran Orff y Egk. Autor de magistrales cuartetos para cuerdas y una ópera fundamental (Palestrina), tuvo su adlaid en el barítono Gerhard Hüsch y a partir de 1960-70 Hermann Prey, Fischer Dieskau y Wolfgang Holzmair se ocuparon de reverdecer su legado. Esta inclusión por parte de Goerne es importante con ocho canciones a cual mas bucólica y enigmática. Vale la pena.

El grupo Strauss trae algunos Lieder populares en todas las cuerdas y como postre se reserva nada menos que Im Abendrot, la cuarta de las Cuatro últimas canciones. Quizás sea el anticipo a una interpretación completa de un ciclo que si presenta extrema dificultad para sopranos por sus amplísimos arcos vocales ni imaginar para un barítono. Kaufmann lo intentó y ahora Goerne se lanza al vacío para convocar un pequeño milagro, que de por si vale todo el disco, haciendo gala de un legato interminable, de un lirismo soberano, no le va en zaga su pianista impagable en los últimos acordes estremecedores, esas dos alondras surcando el cielo del crepúsculo,  tanto como la inmensa orquesta aqui ausente y que no se echa de menos. Toda una hazaña. Si antes Morgen fue una

Al revisitar el material desde su particularísima visión, Goerne y su espléndido pianista, logran que este sublime ocaso sea el principio de un camino que seguramente deparará placeres inéditos. Un disco que desatará muchas polémicas, a la postre referencial y señero.

*IM ABENDROT, GOERNE, CHO, DG 12263 00028948602742

https://www.deutschegrammophon.com/en/catalogue/products/im-abendrot-matthias-goerne-seong-jin-cho-12263