Weiche, Plácido, Weiche!

Entre comentarios vitriólicos y cejas descreídas el rumor se extendía irónico hasta que se confirmó la noticia bomba: Plácido Domingo dirigirá en Bayreuth, el templo wagneriano de gigantes del podio como Knappertsbusch, Böhm,… Sigue leyendo