Una bella Aïda y una cuestión de peso

MIAMI ☼ CLÁSICA

aida-warner-papanno

Aïda marca la apoteosis de la opéra, si no es la mejor necesita lo mejor para llegar a buen fin. Este show de shows posterior a Nabucco y antecesor de Turandot, combinación y destilación del Verdi maduro con elementos de Grand-Opera francesa y alguna influencia wagneriana deja al descubierto virtudes y defectos del estado del género lírico cada vez que, como en este caso, llega al estudio de grabación. Como en Don Carlo o Ballo, y aún más todavía, Verdi regala a cada cuerda un personaje magnífico lo que también se convierte en un muestrario implacable de los mejores exponentes vocales de cada generación.

Antonio Pappano es muy afortunado. Cuando se ha decretado la muerte de la ópera en estudio optándose por grabaciones o filmaciones en vivo, más espontáneas y sobre todo, menos costosas; es el único que continúa dirigiendo los grandes títulos del repertorio en ese ámbito privilegiado. Como muestra, el inglés…

Ver la entrada original 750 palabras más

Anuncios