Imperdible: debutará el Danish String Quartet

Son los jóvenes titanes que conforman el excepcional Danish String Quartet y que debutan el sábado 14 de abril en el sur de la Florida. Un acontecimiento para conocedores, seguidores y fanáticos, entre los que me cuento. En los siguientes artículos previos sabrán las razones:

“…Son cuatro vikingos modernos. Osan presentarse como “los vecinos músicos, normales y amigables, algo más barbudos que el común denominador” y afirman “aunque el cedé esté pasado de moda, como somos músicos clásicos… grabamos cedés”, dos guiños que definen la camaradería esencial del Danish String Quartet cuyo debut acaba de marcar un hito en la edición 2013 del Festival Music@Menlohecho que no los toma por sorpresa, ya sucedió en Nueva York y, según parece, en cada lugar donde desembarcan.

Los daneses evidencian exquisita articulación y transparencia, dos atributos al servicio del obvio deleite que emana de la interpretación de este laureado ensamble formado hace doce años (significa que decidieron agruparse cuando aún eran imberbes, ya eran amigos en el Conservatorio Real Danés desde teenagers). Pese a que ninguno de sus integrantes – los violinistas Frederik Oland y Rune Tonsgaard Sorensen, el violista Asbjorn Norgaard y el cellista noruego Fredrik Schoyen Sjolin – supera los treinta años; han hecho bien en prescindir de la primera palabra del nombre original “Joven Cuarteto Danés”.  Ahora son sólo el Danish String Quartet. Enhorabuena. Ya son grandes, en todo sentido…” artículo completo

“…El fin de semana culminó con el esperado debut en la costa oeste del Danish String Quartet, un grupo que está dando que hablar en el mundo entero. Insolentemente jóvenes, comandan un repertorio mayor donde exhiben madurez y profundidad excepcionales. Dos arreglos de Mozart de fugas de Bach de El clave bien temperado fueron el perfecto aperitivo para otra noche inolvidable. …con un Op. 132 de Beethoven paradigmático. Los daneses supieron conjurar con naturalidad envidiable, la esencia beethoveniana que es la de la música misma. Del ascetismo absoluto a la iridiscencia sublime, revelaron al Beethoven más íntimo con solemnidad y dulzura estremecedoras. Un debut importante, no hay otra palabra, de cuatro músicos que vibran al unísono con una curiosa mezcla de seriedad y desparpajo, ubicándose sin pretensiones ni acrobacias en un equilibrio justo…” articulo completo

“…La tarea del intérprete es traducir – “interpretar” valga la redundancia – al compositor, abrir esa puerta secreta al público, literalmente “convertirlo” al músico de turno. Vale aclarar que me “convertí” al Danish String Quartet en el verano del 2013, gracias a sus paladines, el chelista David Finckel – ex Emerson – y su mujer, la pianista Wu Han que propiciaban su auspicioso debut en el Music at Menlo Festival. En aquel momento recién llegaban a la costa californiana y el éxito no se hizo esperar. Los cuatro jóvenes escandinavos que lo integran – apenas pasan los treinta – reunen las condiciones ideales para deslumbrar al experto y conquistar al neófito, iniciándolo como se debe en las lides camarísticas, virtud poco común y que tanta falta le hace al género. Lo consiguen combinando eximias ejecuciones, repertorio vasto y ecléctico y un carisma innegable que sumado a programas urdidos con inteligencia e imaginación, crea condiciones de triunfo merecido…”  articulo completo

Pero, nada es perfecto. El único inconveniente para el público de Miami es que deberá hacerse una excursión al Broward Center of the Performing Arts en Fort Lauderdale. Valdrá la pena salir de la “zona de confort” máxime cuando el notable grupo danés encare los tres cuartetos de Beethoven con los cuales se han consagrado en cada lugar que han visitado.

Y seguramente deleitarán con bises tan originales como ellos mismos. Imperdible, diríase “obligatorio”.

Danish String Quartet – información del concierto del 14 de abril

 

Anuncios